miércoles. 29.11.2023
Broker-162217430-large
Broker-162217430-large

Broker

Próximos estrenos España 21 de diciembre  

Broker

Título original

Brokeraka 
Año
Duración
129 min.
País
Corea del Sur Corea del Sur
Dirección

Guion

Hirokazu Koreeda

Música

Jung Jae-il

Fotografía

Hong Kyung-pyo

Reparto

Compañías

Zip Cinema

Género
Drama
Sinopsis
Una noche lluviosa una joven abandona a su bebé a las puertas de una iglesia. El recién nacido es recogido por dos hombres que se dedican a robar bebés abandonados para venderlos padres dispuestos a pagar una tarifa. Cuando la joven regresa a la iglesia, arrepentida, descubre el negocio ilegal de ambos hombres y decide unirse a ellos para encontrar a los padres adoptivos más adecuados. En este inusual viaje por carretera, el destino de los que se crucen en la vida del niño cambiará radicalmente. 
 
CRÍTICA

Cuenta Hirokazu Koreeda que, durante el rodaje de “De Tal padre, tal hijo”, el director japonés quedo fuertemente impresionado cuando descubrió los tornos (cajas si se prefiere) en los que se podían depositar bebes para que alguna institución religiosa se hiciera cargo. En países como Corea del Sur se trata de un sistema muy popular en el que cada año son abandonados cerca de 300 niños para que posteriormente se encarguen de buscar padres de adopción.

Este ha sido el motivo por el que Koreeda ha rodado Broker en Corea del Sur, segunda película que rueda fuera de su país tras su incursión en Francia con La verdad (2019). Su nueva cinta comienza cuando una lluviosa noche una joven abandona a su bebé a las puertas de una iglesia. El recién nacido es recogido por dos hombres que se dedican a robar bebés abandonados para venderlos a padres dispuestos a pagar un buen precio. 

Punto de partida para que Hirokazu Koreeda vuela a reflexionar (ya lleva casi tres décadas haciéndole) sobre qué es la familia y cómo deben entenderse las relaciones paterno filiales, en este caso desde la estética de una road movie en la que iremos conociendo distintos rincones de Corea del Sur. Motivo por el que también cuenta con un montón de rostros conocidos de Corea, como el mítico Song Kang-ho, actor fetiche de autores como Park Chan-wook y Bong Joon-ho.

De esta forma, Broker se encuadra de forma clara en las preocupaciones sociales y morales que caracterizan su cine fuertemente sentimental y estético (véase Un asunto familiar, Después de la tormenta o Nadie sabe). En esta ocasión el guion centra su atención en unos adorables delincuentes que buscan vender un bebé pero que acabarán formando una extraña y peculiar familia junto a la madre que dio el niño en adopción.

La cinta de Koreeda está lleno de sutileza, de sensaciones, y sobre todo de una cuidada estética que busca dar vida a una historia que se toma su tiempo para presentar a los personajes y que no tiene prisa por contar todo lo que se propone. Sus 130 minutos buscan a un espectador reflexivo que le apetezca sumergirse en una tragicomedia que se aleja bastante de la verticalidad del cine occidental. 

Paralelamente, Koreeda nos presenta a unos policías que buscan detener a estos delincuentes y con ello paralizar el tráfico de venta de bebes. Un toque policial que no acaba de funcionar y que en algunos momentos solo molesta y acaba enturbiando una historia que en el fondo busca ser sencilla pero que acaba con demasiadas tramas paralelas. En definitiva, una película que no es perfecta pero que supone un nuevo bello ejercicio de la sutileza y poesía de Hirokazu Koreeda.

Broker: Los Niños Robados