Cine Nueva Tribuna

CRÍTICA DE CINE

Bosque Maldito: Identidad Oscura

Lee Cronin debuta en la dirección de largometrajes con esta cinta de terror, protagonizada por Seana Kerslake (A Date for Mad Mary) y James Quinn Markey (serie Vikingos).

Bosque maldito : Cartel

Terror| 91 min. | Irlanda-Bélgica-Finlandia | 2019

Título: Bosque Maldito.
Título original: The Hole in the Ground.
Dirección: Lee Cronin.
Guión: Lee Cronin, Stephen Shields.
Intérpretes: Seána Kerslake, James Quinn Markey, Kati Outinen, David Crowley.

Estreno: 19/07/2019 
Productora: SP Films / Bankside Films / Head Gear Films / Metrol Technology / Wrong Men North.

Distribuidora: Festival Films.

 

Sinopsis

Sarah O'Neill es una joven madre que se muda a un pequeño pueblo irlandés junto a su hijo Chris. Todo ello para comenzar de nuevo y escapar de su atormentado pasado. Un día, mientras madre e hijo juegan juntos, el pequeño se pierde en el bosque cayendo aparentemente en un extraño agujero. Para alivio de Sarah, el niño aparece unos momentos más tarde, sin embargo, no parece ser el mismo. Su comportamiento ha cambiado y un aura paranormal parece rodearle. Las sospechas de esta madre se harán más evidentes cuando su vecina afirme que, dentro de Chris, se encuentra una diabólica entidad.

Crítica de Vicente I. Sánchez

Me incluyo entre el público que considera que “Déjame salir” de Jordan Peele y “Hereditary” de Ari Aster han sido dos películas que han definido una nueva forma de entender el cine de terror. Gracias a ellas se ha vuelto a apostar por un terror mucho más realista y con ganas de sorprender. Cintas que no se avergüenzan de su género y que apuestan por un estilo mucho más directo y audaz. Eso sí, no está de más recordar que esta senda ya había sido totalmente definida (y algo olvidada) en los 70 con títulos como “La profecía” y “La semilla del diablo”. 

Seána Kerslake and James Quinn Markey in The Hole in the Ground (2019)

Bosque maldito” viene a incluirse también en esta tendencia de cine más realista que durante 2019 ya ha dejado propuestas bastante interesantes como “The Prodigy”, “Nosotros” o la española “La influencia”.

Bosque maldito” viene a incluirse también en esta tendencia de cine más realista que durante 2019 ya ha dejado propuestas bastante interesantes como “The Prodigy”, “Nosotros” o la española “La influencia”.

En esta ocasión el Irlandés Lee Cronin construye una historia deliberadamente oscura sobre una madre y un hijo que se trasladan a una nueva casa en el interior de un bosque. Ambos escapan de un pasado traumático y buscan una segunda oportunidad. Sin embargo, casi desde el primero día, Shara (Seána Kerslake) empezará a observar un comportamiento muy extraño en su hijo.

Kati Outinen and Seána Kerslake at an event for The Hole in the Ground (2019)

Un punto de partida con el que este director elabora una poderosa historia de terror en la que se presenta la realidad de una manera confusa y difusa. ¿Es todo un sueño? ¿Es locura?.

“Bosque maldito” (“The Hole in the Ground”, título mucho más acertado) gustará al público que solo acuda para disfrutar de buenos sustos y también al que busque una experiencia más completa. Posee una trama muy bien definida, con un trabajo de actores soberbio y una atmosfera absorbente. Prácticamente todo el peso de la cinta recae en sus dos protagonistas que saben mantener el interés y la tensión durante la película.

Seána Kerslake in The Hole in the Ground (2019)

No se puede decir que sea una película de grandes sustos y monstruos, pero sí hay que reconocer que mantiene un buen nivel de tensión durante los 90 minutos de metraje. Se trata de alertar, de crear una intensidad oscura y poco sana que irá cubriendo toda la historia.

Uno de los aspectos que más sorprende es su deliberada e intensa oscuridad. Y no me refiero solo en lo argumental, sino en su fotografía. Prácticamente no hay luz en los planos. Todo mantiene una oscuridad y densidad que en ocasiones puede llegar incluso a molestar al visionado. Una decisión sin duda arriesgada pero que logra mantener la tensión al espectador.

James Quinn Markey in The Hole in the Ground (2019)

Si algo se le puede criticar a “Bosque maldito” es su falta de ambición y audacia a la hora de resolver la película. Da la impresión de que el guion escrito por Lee Cronin y Stephen Shields tiene miedo de derrapar y defraudar al espectador. Todo es demasiado correcto y formal. Quizás un director con una carrera algo más formada se habría animado a dar algo más de locura a la trama, ofreciendo un desenlace mucho más fuerte y salvaje.

Hay numerosos aspectos sobre la vida de la madre y el hijo que no se llegan a desarrollar y que ofrecían bastante interés. Están solo ligeramente apuntados y acaban dando la sensación de un guion poco trabajado. Falta locura, audacia y ganas de destacar. Por ello solo podemos hablar de una historia que por momentos es genial y en otros demasiado olvidable.