Cine Nueva Tribuna

CRÍTICA DE CINE

Código Emperador: Las cloacas del estado

7bf8f111-4d2a-4b74-b577-de44e07448e7_16-9-discover-aspect-ratio_default_0
7bf8f111-4d2a-4b74-b577-de44e07448e7_16-9-discover-aspect-ratio_default_0

Código Emperador

Cartelera España 18 de marzo

Código Emperador

Título original

Código Emperador
Año
Duración
105 min.
País
España España
Dirección

Guion

Jorge Guerricaechevarría

Música

Xavier Font, Elba Fernandez

Fotografía

Pablo Rosso

Reparto

Productora

Vaca Films, The Playtime Group, Sábado Películas, Netflix, RTVE, Televisión de Galicia (TVG)

Género
ThrillerIntriga | Basado en hechos reales
Sinopsis
Juan trabaja para los servicios secretos; con el fin de tener acceso al chalet de una pareja implicada en el tráfico de armas se acerca a Wendy, la asistenta filipina que vive en la casa y establece con ella una relación que se irá volviendo cada vez mas compleja. En paralelo, Juan realiza otros trabajos “no oficiales” para proteger los intereses de las élites más poderosas del país, que ahora han puesto sus ojos en Ángel González, un político aparentemente anodino cuyos trapos sucios deberá buscar o “inventar”.
 
CRÍTICA

Código emperador” nos introduce en el mundo del espionaje y de las llamadas cloacas del estado. La película nos cuenta la historia de Juan, un agente de los servicios secretos de inteligencia que se dedica a espiar a jueces y políticos con el fin de extorsionarlos y poder controlar todos sus movimientos y actividades futuras. Todo cambia cuando Juan comienza a espiar de cerca a una pareja implicada en el tráfico de armas y el narcotráfico internacional, siendo para ello necesario seducir a Wendy, la asistenta filipina que vive en la casa. Pronto comenzará una relación de amor que le ayudará a cuestionar su profesión.

Jorge Coira, cocreador de la aclamada “Hierro”, dirige una cinta de espía que desde el primer minuto se convierte en un trepidante thriller que no da un minuto de concesión y descanso al espectador. El guion firmado por Jorge Guerricaechevarría describe de forma brillante una sociedad corrupta y gris en el que la extorsión y el tráfico de influencias forman parte de la rutina policial, siendo muy necesario, por ejemplo, hacer caer a políticos en trampas sexuales para posteriormente poder controlar la dirección de sus carreras. En este punto hay que destacar el formidable trabajo que hace Luis Tosar al dar vida a Juan, un espía infalible que se pasa el día mirando cámaras de seguridad y creando trampas y argucias para lograr extorsionar y salirse con la suya. Un personaje que, como confiesa en algunos momentos, apena tiene objetos personales por si debe desaparecer de forma rápida. Tosar está magnifico y logra darle un toque muy humano y creíble, siendo perfectamente entendible la evolución psicológica y dudas morales que irá desarrollando en la segunda parte de la película. Ayuda mucho en su creación la buena química que logra con Alexandra Masangkay (El hoyo), con la que crea una relación amorosa tan intensa como dudosa.

Código Emperador | Cartelera de Cine EL PAÍS

“Código emperador” es una cinta que esconde muchas lecturas y que puede entenderse como una elaborada crítica social y política, pero que también funciona muy bien como mero entretenimiento cinematográfico. Jorge Coira dota a la historia de un ritmo muy intenso, parecido al de la serie Hierro, en el que constantemente irán surgiendo conspiraciones, peligros y tramas paralelas que irán dotando la película de una mayor complejidad y densidad. Estamos en esta historia en la que no hay malos y buenos absolutos y en la que todo el mundo tiene sus puntos débiles, siendo un ejemplo muy claro el personaje interpretado por Luis Tosar, que no es un personaje especialmente simpático y moralmente correcto.

Código emperador” nos explica que las cloacas del estado son necesarias para el funcionamiento de cualquier país y que hay un montón de intereses políticos y socio estratégicos en juego. Se trata de una guerra sucia que está llena de inmoralidades y sobre todo de daños colaterales. Nadie se atreve a denunciar ese tipo de espionaje porque al final todos están implicados de una forma u otra, y tirar de la manta puede producir un efecto dominó muy poco deseado.

Luis Tosar se adentra en las 'cloacas del Estado' en 'Código emperador'

Finalmente, “Código emperador” es una muy correcta película de espías que nos introduce en un mundo en el que nada es lo que parece y que sumerge al espectador en una atmosfera llenas de decisiones morales. Personalmente es un viaje que me interesa mucho.