Cine Nueva Tribuna

CRÍTICA DE CINE

Pokémon Detective Pikachu: El mundo de los Pokémon llevado a la vida real

Esta adaptación libre del videojuego Great Detective Pikachu de Nintendo protagonizada por el icónico Pokemon de color amarillo está dirigida por Rob Letterman (Pesadillas, Monstruos contra alienígenas), que co-escribe el guión junto a Nicole Perlman (Guardianes de la galaxia), entre otros, a partir de la historia y concepto original creados por Tomokazu Ohara y Haruka Utsui.

Pokémon Detective Pikachu : CartelAnimación| 104 min. |USA-UK-Japón| 2019

Título: Pokémon. Detective Pikachu.
Título original: Pokémon Detective Pikachu.

Director: Rob Letterman
Guión: Dan Hernandez, Benji Samit, Rob Letterman.

Intérpretes: Justice Smith, Ryan

Estreno en España: 10/05/2019 
Productora: Legendary Pictures / Toho / Nintendo

Distribuidora: Warner Bros Spain.

 

Sinopsis

Ryme City, una metrópoli futurista en la que los humanos y los Pokémon conviven en armonía. Tras la misteriosa desaparición de su padre, toda una leyenda en la ciudad, el joven Tim Goodman (Justice Smith) comienza una investigación para buscarle y averiguar lo que le ha sucedido. En esta misión le ayudará el adorable súper-detective Pikachu, un inteligente Pokémon que habla, aunque curiosamente el chico es el único que puede entenderle. Ambos unirán sus fuerzas y trabajarán juntos para resolver este gran misterio, con la ayuda de Lucy (Kathryn Newton), una reportera que trabaja en su primera gran historia. Será una aventura en la que descubrirán a entrañables personajes del universo Pokémon, además de una trama espeluznante que podría amenazar la convivencia pacífica de todo este universo.

Crítica de Santiago Ortiz Martín

La palabra Pokemon ha ido unido a generaciones que han crecido con las criaturas creadas por Satoshi Tajiri y Ken Sugimori con los primeros videojuegos de la franquicia, que tras el éxito inicial se propagó a diversidad de formatos como películas, series, figuras, cartas o a diferentes consolas portátiles o incluso a los móviles con Pokemon Go. Ahora llegá este universo a la primera película de acción real de la franquicia de la mano de Rob Letterman (“Pesadillas” “El EspantaTiburones”) que nos traé una aventura demasiado infantil para toda la repercusión que se le había dado a la cinta.

La historia arranca con la misteriosa desaparición del detective Harry Goodman que lleva a su hijo Tim (Justice Smith), de 21 años, a averiguar qué ha sucedido.  En esta misión le ayudará el Detective Pikachu, antiguo compañero Pokémon de Harry. Se trata de un súper-detective adorable y muy divertido que asombra a todo el mundo, ¡incluso a sí mismo! Lo más curioso es que descubren que forman un equipo perfecto para trabajar juntos, ya que Tim es el único humano que entiende a Pikachu. Así que ambos unen sus fuerzas en una emocionante aventura para desentrañar este gran misterio. Buscan pistas por las calles de la futurista Ryme City, una enorme metrópoli futurista en la que los humanos y los Pokémon comparten un mundo hiperrealista de acción real. Se encontrarán con distintos Pokémon y descubrirán que un escalofriante complot podría destruir esa convivencia pacífica y amenazar a todo el universo Pokémon.

Al principio piensas que la película va a ser una aventura trepidante, con misterio y algunas dosis de acción, pero se convierte en una película infantil o familiar con algunos momentos divertidos.

La palabra Pokémon es la contracción romanizada de la marca japonesa Pocket Monsters (ポケットモンスター Poketto Monsutā?, literalmente "monstruos de bolsillo"). La marca Pokémon se lanzó en 1996 y logró un éxito descomunal. Se trata de un fenómeno mundial que cuenta con un ejército de fans de sus videojuegos con más de 324 millones de unidades vendidas en todo el mundo; los juegos de cromos Pokémon disponibles en 11 idiomas con más de 25,7 millones de cromos vendidas; una serie de televisión anime que está en su 22ª temporada y puede verse en 160 países; y más de 20 películas de animación; así como libros, cómics manga, música, juguetes, merchandising y aplicaciones, incluido el popular Pokémon GO, que se ha descargado más de 850 millones de veces y del que disfrutan fans de todas las edades en todo el mundo.

Como saben los fans de todo el mundo, Pikachu es un Pokémon, y a pesar de lo expresivos que pueden resultar los Pokémon gracias a sus rasgos, sus actos, su lenguaje corporal y sus poderes especiales, lingüísticamente se limitan a decir sus nombres. Inexplicablemente, ese no es el caso de este individuo tamaño bolsillo, que se mueve a toda velocidad y lleva una gorra de investigador: el Detective Pikachu.

Hay que decir que la voz de Pikachu es nada más y nada menos que la de Ryan Reinolds (Deadpool) que le da un punto gamberro, descarado y divertido al pokemon más icónico de la franquicia y lo dota de frescura, vitalidad y un punto diferente lo que agradará a los fans porque desde cuando un pokemon bebe café para ahogar sus penas.

Justice Smith in Pokémon Detective Pikachu (2019)

Como ya hemos dicho previamente Pokémon es una franquicia mundialmente conocida y "POKÉMON: Detective Pikachu" aporta una perspectiva fresca y fascinante. La película hace muchísimos guiños a los fans de Pikachu y Pokémon que están representados mejor que nunca: son criaturas tridimensionales digitales, cada una con sus características únicas, sus complejidades y poderes listos para la batalla, y totalmente integradas en un mundo hiperrealista. Pero además, el público de cualquier lugar estará encantado con esta historia tan original y conmovedora y con unos personajes muy divertidos. No importa si no conocen los intríngulis de la evolución de los Pokémon o que no puedan enumerar a las más de 800 especies. De hecho, muchas comparten pantalla con el Detective Pikachu, como es el caso de Psyduck, Charmander, Ludicolo, Snubbull, Squirtle, Bulbasaur, Jigglypuff, Aipom, Lickitung, Mr. Mime... y el escurridizo Mewtwo.

Al principio piensas que la película va a ser una aventura trepidante, con misterio y algunas dosis de acción, pero se convierte en una película infantil o familiar con algunos momentos divertidos y donde vas a estar más pendiente de reconocer a todos los pokemon que salen a lo largo del metraje que de la propia historia que es muy simplona y que no consigue enganchar al espectador, porque está más pendiente de ver la próxima gracia de Pikachu que de resolver el misterio que envuelve a la trama.

Rob Letterman es el encargado de llevar el mundo pokemon a la acción real con esta película donde es mas infantil y familiar que una película adulta como cabría esperar en un principio cuando vimos el primer trailer, es decir, es una película echa para amantes y fans de la franquicia que durante años han descubierto este mundo de los pokemon a través de las videoconsolas. Un punto a favor del trabajo de Letterman y de su equipo es a nivel visual donde la recreación de los pokemon es espectacular dando la sensación de ser tan reales como los humanos y donde las diferentes características o habilidades de cada uno de ellos es mostrada a la perfección. También hay momentos memorables que recordaran la infancia de muchos espectadores con objetos, canciones y por supuesto la de nombrar a todos los pokemon que a lo largo del metraje se muestran, aunque unos más que otros.

Por otro lado tenemos la banda sonora de Henry Jackman que sigue creando melodías para grandes blockbusters como ya hizo con “Capitan America: Civil War” , “Kick-Ass” o “Kingsman: Servicio Secreto” y muchas otras bso muy buenas, pero ahora en Pokemon Detective Pikachu crea melodías simplonas, comunes y sin ningún alarde de sobrepasar los limites porque la película no deja hacerlo por el ritmo suave y sencillo de la trama.

Ryan Reynolds and Justice Smith in Pokémon Detective Pikachu (2019)

A nivel interpretativo, tenemos a Tim (Justice Smith) un joven solitario al que crio su abuela, es decir, no necesita un padre; no necesita nada ni nadie, de hecho, ni siquiera un Pokémon que sea suyo.  Pero cuando entra en el sencillo apartamento de soltero de su padre, la fachada de tipo rudo de Tim empieza a resquebrajarse. Tarde o temprano se da cuenta que su padre se preocupaba por él más de que jamás hubiera pensado y se siente culpable de no haber dado una oportunidad a Harry.

Si Tim necesita una razón para creer, tiene que escuchar al compañero de Harry, que lo sabía todo de él... aunque en este momento no se acuerde de nada. Aun así, a pesar de que el Detective Pikachu no tiene memoria más allá de la semana pasada, es decir cuando Harry desapareció, está absolutamente convencido de dos cosas: primero es un detective de primera fila y segundo Harry sigue vivito y coleando. Tim puede hablar Pokémon y con los seres humanos, así que es lógico que unan sus fuerzas para descubrir lo que sucedió.  Tim lo acepta a regañadientes, pero no sabe en qué se está metido. Pero es posible que Tim necesite ponerse a prueba y encontrarse a sí mismo.  Con el apoyo del detective Pikachu, es decir, su propensión a tirarse de cabeza e improvisar sobre la marcha, Tim podría deshacerse por fin de una vida en la que se sentía falsamente seguro y luchar por un futuro más brillante en el que no hubiera pensado hace tan solo unos días. 

Por otro lado, tenemos a Lucy Stevens (Kathryn Newton), es una periodista de investigación.  Bueno, más bien una reportera junior que está realizando su propia investigación sobre el comportamiento inexplicable e inusitado de Pokémon y eso le lleva a conocer a Harry. Cree que Harry se estaba haciendo las mismas preguntas y puede que se acercara demasiado.

Pokémon Detective Pikachu : Foto Kathryn Newton

A nivel interpretativo, tenemos a Tim (Justice Smith) un joven solitario al que crio su abuela, es decir, no necesita un padre; no necesita nada ni nadie, de hecho, ni siquiera un Pokémon que sea suyo.  Pero cuando entra en el sencillo apartamento de soltero de su padre, la fachada de tipo rudo de Tim empieza a resquebrajarse. Tarde o temprano se da cuenta que su padre se preocupaba por él más de que jamás hubiera pensado y se siente culpable de no haber dado una oportunidad a Harry.

Si Tim necesita una razón para creer, tiene que escuchar al compañero de Harry, que lo sabía todo de él... aunque en este momento no se acuerde de nada. Aun así, a pesar de que el Detective Pikachu no tiene memoria más allá de la semana pasada, es decir cuando Harry desapareció, está absolutamente convencido de dos cosas: primero es un detective de primera fila y segundo Harry sigue vivito y coleando. Tim puede hablar Pokémon y con los seres humanos, así que es lógico que unan sus fuerzas para descubrir lo que sucedió.  Tim lo acepta a regañadientes, pero no sabe en qué se está metido. Pero es posible que Tim necesite ponerse a prueba y encontrarse a sí mismo.  Con el apoyo del detective Pikachu, es decir, su propensión a tirarse de cabeza e improvisar sobre la marcha, Tim podría deshacerse por fin de una vida en la que se sentía falsamente seguro y luchar por un futuro más brillante en el que no hubiera pensado hace tan solo unos días. 

Por otro lado, tenemos a Lucy Stevens (Kathryn Newton), es una periodista de investigación.  Bueno, más bien una reportera junior que está realizando su propia investigación sobre el comportamiento inexplicable e inusitado de Pokémon y eso le lleva a conocer a Harry. Cree que Harry se estaba haciendo las mismas preguntas y puede que se acercara demasiado.

Pokémon Detective Pikachu : Foto

Desde su portabebés, ve todas las cosas espeluznantes y temibles en las que se mete Lucy. Esto le provoca unos intensos dolores de cabeza por estrés. Una vez que su dolor de cabeza alcanza el límite, muestra su poder al máximo: una aniquilación psicoquinética. Así que siempre están tratando de calmarlo... con más o menos éxito.

En definitiva, Pokemon: Detective Pikachu es una película entretenida para los amantes de la franquicia y que durante muchos años han vivido y convivido de manera virtual con el mundo Pokemon, pero que se queda un filme infantil, simplón donde lo mejor es Pikachu con la voz de Ryan Reinolds y donde os pasareis más tiempo identificando Pokemon que a la propia trama, que sinceramente se queda muy corta para todo el bombo que se le ha dado a la cinta.

Lo Mejor: Pikachu y los guiños a la franquicia Pokemon

Lo Peor: guión simple, trama muy infantil y un villano bastante pésimo

Nota: 6