Cine Nueva Tribuna

CRÍTICA DE CINE

El Teléfono Del Viento

El teléfono del viento

Título original
Kaze no denwa
Año
Duración
139 min.
País
Japón Japón
Dirección
Guion
Kyôko Inukai, Nobuhiro Suwa
Música
Hiroko Sebu
Fotografía
Takahiro Haibara
Reparto
Productora
Broadmedia Studios
Género
Drama | Road Movie
Sinopsis
Haru, de 17 años, emprende un largo viaje a través de Japón para buscar respuestas en una ciudad donde, en 2011, el devastador tsunami se llevó a su hermano y sus padres. Este viaje lleva a la joven, todavía atormentada por la pérdida, desde Hiroshima a Tokio, Fukushima y Ōtsuchi, donde una vez estuvo su hogar. En el camino se encuentra con otras personas y las historias de sus pérdidas.
 
CRÍTICA

Esta película japonesa de Nobuhiro Suwa es una preciosa joyita para degustar con calma y con al ánimo muy sereno. La idea del teléfono del viento parece salida de una novela de Murakami. Pero no, es una realidad. Existe y a mí en particular me gustaría mucho que hubiera un teléfono del viento cerca de cada casa. El teléfono del viento está en una cabina transparente en la cima de una pequeña colina en medio de un jardín de la ciudad de Ōtsuchi, al noreste de Japón. Ōtsuchi quedó devastada por el terremoto y sobre todo por el tsunami del 11 de marzo del 2011 que provocó la tragedia de Fukushima. Es un teléfono negro, de los antiguos. Está desconectado con una red de comunicación real, pero está conectado directamente con el hilo de los sentimientos. A ese teléfono acude la gente para “hablar” con sus seres queridos desaparecidos. No solo en el terremoto, en cualquier circunstancia.

Kaze no denwa | Viennale

Es un teléfono “sanador” que permite a las personas expresar sus emociones de una forma privada y única, desahogarse y de alguna manera curarse las heridas de la pérdida. Es este teléfono el que permitió a Suwa volver a dirigir una película en Japón después de casi veinte años trabajando en Francia. Suwa utiliza como hilo conductor la figura de una adolescente de 17 años llamada Haru. Haru vive en Hiroshima con su tía desde que perdió a sus padres y su hermano en el tsunami del 2011. Arrastra la pérdida con un terrible sentimiento de culpa: ¿por qué sobreviví? Cuando su tía cae enferma en los primeros momentos de la película, Haru siente que el mundo se le viene encima, se esconde en medio de unas ruinas, que no son las de la tragedia atómica, pero sirven para evocarla, y da rienda suelta a su dolor en un grito desgarrador. A partir de ahí, Haru, casi sin darse cuenta, inicia un viaje al norte, a Ōtsuchi, su ciudad natal.

Kaze No Denwa (The Wind Phone) — ALEX McBRIDE

En el camino, Haru se encuentra con gente que la ayuda. En especial dos hombres que comparten con ella el dolor de una pérdida y el sentimiento de culpa por seguir vivos. Uno en Hiroshima, el otro en Fukushima, las dos ciudades que encierran el paréntesis trágico de Japón, el de 1945 y el del 2011. Haru convive con ellos y viaja. Y escucha. A una anciana que aun tiene vivos los recuerdos de la bomba que sufrió con seis años; una pareja de hermanos, ella embarazada, que sufren otra clase de pérdida; una familia kurda que le abre las puertas de su casa y le deja ver otro tipo de tragedia. Y descubre otra realidad. Descubre que no está sola en esa tristeza en un camino que se va haciendo cada día más luminoso. Cuando al final llega a Ōtsuchi, una explosión de sentimientos en medio de las ruinas de lo que había sido su casa, la deja en condiciones para enfrentarse a la sanación del teléfono del viento.

Motola Serena & Nishijima Hidetoshi Starring in 'Kaze No Denwa / Phone Of  The Wind' - MyDramaList (ES)

Toda la película es un lento y emocionante avanzar hacía esa sanación siguiendo un ritmo como el del viento que se lleva las palabras del teléfono. Un film que es una cura en si mismo, nos invita a buscar nuestro particular teléfono del viento.