Magazine

¿QUÉ CARACTERÍSTICAS DEBO TENER EN CUENTA A LA HORA DE COMPRAR UN PROYECTOR? ¿TECNOLOGÍA LCD, DLP O LCOS?

¿Cuánto dinero me gasto en un proyector de cine?

¿Qué características debo tener en cuenta a la hora de comprar un proyector? ¿Tecnología LCD, DLP o LCOS?

Si eres un cinéfilo compulsivo y has decidido comprar un proyector, es necesario prestar atención a varios aspectos importantes antes de tomar la decisión más acertada. En el mercado existen muchos modelos diferentes, por eso hemos elaborado un listado con las prestaciones que debes tener en cuenta según tus necesidades y presupuesto.

¿Qué características debo tener en cuenta a la hora de comprar un proyector?

Una vez tengas más o menos claro lo que quieres, puedes ver opiniones de otros usuarios en la red o ver más comparativas entre diferentes modelos del mercado para terminar de decidirte. Sea como sea, antes de empezar a buscar, responde a estas cuestiones: ¿Qué uso voy a hacer de él? ¿Cuánto dinero me voy a gastar? De esa forma podrás ir descartando alternativas y quedarte con los proyectores que más te interesen.


⦁    ¿Pantalla o pared? Es una cuestión muy importante, más aún si cuentas con un presupuesto limitado. En caso de que no vayas a emplearlo en un entorno profesional, una opción aceptable puede ser una pared mate blanca o gris.
⦁    Formato y resolución. La elección del formato dependerá del contenido que vayas a ver. Por ejemplo, 4:3 es para presentaciones, diapositivas o películas clásicas, mientras que 16:9 o 16:10 son formatos panorámicos perfectos para ver películas o canales de televisión. En cuanto a la resolución, cuanto más píxeles tenga, mayor será la definición y mejor se apreciarán los detalles de las imágenes. La resolución a elegir también dependerá del contenido. Por ejemplo, mientras que Full HD (1080p) es ideal para PS4 o Blu-ray, HD (720p) es para contenido HD y 4K (UHD) es para visualizar contenido en Ultra Alta Definición.
⦁    Brillo y contraste. El brillo o potencia lumínica son los lúmenes que ofrece el proyector, dependiendo del modelo que se trate. La elección dependerá exclusivamente de ti.  Ten en cuenta que los proyectores LED tienen menor potencia aunque apenas se degradan con el uso. En cambio los proyectores de lámpara son muy brillantes y deben ser reemplazadas con el tiempo. En cuanto a los proyectores láser, ofrecen mayor intensidad y son de mayor calidad, pero su precio es elevado. De ese modo, tanto la intensidad como el consumo y la eficiencia son diferentes en cada modelo. Además, el nivel de brillo influye en el contraste de la imagen.

¿Tecnología LCD, DLP o LCOS?

Es necesario que conozcas sus ventajas e inconvenientes para terminar de decidirte. Así, los proyectores LCD poseen altos niveles de brillo, ofrecen colores vivos y son silenciosos. Ahora bien, pese a que son económicos, las lámparas se degradan y hay que sustituirlas. Además, pesan bastante y ocupan mucho espacio.

Los proyectores DLP tienen un peso más ligero y ofrecen una buena definición de imagen, pero producen ruido, los colores son más apagados y su precio es elevado. En cuanto a los proyectores LCOS, reproducen colores vivos con imágenes suaves y naturales, aunque sus precios suelen ser elevados. De todas formas, en el mercado es posible encontrar modelos portátiles más asequibles.

¿Y los precios?

Los proyectores de cine de calidad tienen precios que oscilan entre los 550 y 1400 euros de media, si bien puedes encontrar modelos en oferta y aparatos más caros. Los expertos en este tipo de dispositivos de vídeo recomiendan no decidirse por aquellos modelos más baratos, ya que difícilmente nos proporcionarán una buena calidad de imagen y su durabilidad tampoco será mucha.
Ya que nos decidimos a comprar un proyector de cine, lo mejor será considerar aquellos que guarden la mejor relación calidad y precio. Así, aunque no es la opción más económica, los proyectores de Optoma, modelos como el UH300X, ofrecen buenas prestaciones a precios de lo más interesante, sobre los 1.350 euros. En la misma línea, también se aconsejan los modelos de proyectores de Epson, específicamente el EH-TW650, con precios entre los 990 y los 600 euros; o el Mars II de Nebula, por unos 550 euros.

Aquí hay muchas razones por las que desear un proyector en lugar de un televisor: puede querer una imagen más grande de la que puede ofrecer un televisor, o no le gusta el aspecto de un televisor en su sala de estar, o desea tener noches de cine informales con tus amigos o familiares. Dado que las salas de cine no son una opción para la mayoría de las personas en este momento, muchos amigos me han estado preguntando qué proyector comprar para su sala de estar.

Ojalá este artículo os pueda servir para decidir la cantidad exacta que estáis dispuestos a abonar para instalar un proyector en la sala de vuestra casa. Se pueden encontrar proyectores por algo más de cien euros que emiten a 1080p. Un ejemplo: Una sala de estar de tamaño moderado y se planea proyectar en una pantalla de 120 pulgadas desde cuatro metros de distancia. ¿Debería gastar más de 500 euros en él?. Pues por un lado no hay proyectores que cuesten tan poco que emitan en tal alta definición y por el otro podemos afirmar que el punto óptimo para la relación precio-rendimiento es de alrededor de unos 800 a 1200 euros.

En definitiva, en unos tiempos que apuntan a que el visionado en sala y el disfrute del audiovisual doméstico están condenados a entenderse esperamos que este artículo os pueda servir para escoger el proyector más adecuado que se ajuste a vuestras necesidades. ¡Y a disfrutar del buen cine en casa!.