Cine Nueva Tribuna

¿Por qué Godzilla: The Series era una serie genial?

Cuando hablamos de series de dibujos animados, mucha gente las desprecia por considerarlas infantiles. Y aunque es verdad que muchas se crean pensando en los niños, nos sorprenderíamos del gran número de series de animación de calidad que no solo son aptas para un público infantil.

Cuando hablamos de series de dibujos animados, mucha gente las desprecia por considerarlas infantiles. Y aunque es verdad que muchas se crean pensando en los niños, nos sorprenderíamos del gran número de series de animación de calidad que no solo son aptas para un público infantil. Así, pues, aunque muchos dibujos están pensados únicamente para el disfrute de los más pequeños, hay otras series que disparan la imaginación de la audiencia y presentan argumentos muy interesantes con personajes muy bien desarrollados. Godzilla: The Series era una de estas series de dibujos animados apta incluso para adultos.

Godzilla: The Series se estrenó en 1998, aunque no era la primera vez que este monstruo de origen japonés protagonizaba una serie de dibujos animados; en 1978, Hanna-Barbera, creadores de series tan legendarias como Los Picapiedra, Scooby-Doo o Tom y Jerry, ya produjeron su propia versión de Godzilla. Aunque estas dos series de dibujos tuvieron una duración relativamente corta, la versión de 1998 introdujo una interesante perspectiva sobre el Godzilla, que mantiene una relación estrecha con el personaje principal, el Dr. Nick Tatopoulos. Fruto de ello, el retrato del “Rey de los Monstruos” cautivó incluso a los más fervientes aficionados de Godzilla.

En este artículo explicaré algunos de los motivos por los que pienso que esta serie, que apenas tuvo repercusión, era realmente genial.

1. Argumento basado en la película Godzilla de 1998

La película Godzilla, de 1998 y con Matthew Broderick encarnando al Dr. Nick Tatopoulos, fue un tanto decepcionante. Aunque técnicamente consiguió beneficios, no obtuvo la acogida que los productores esperaban, motivo por el cual se cancelaron las secuelas previstas.

A pesar de ello, la serie de dibujos animados hizo bien en continuar donde la película lo dejó. Al final del filme de Roland Emmerich, el Dr. Nick Tatopoulos descubre unos huevos puestos por el monstruo. La serie empieza cuando uno de dichos huevos eclosiona ante Nick y nace un nuevo Godzilla. El "pequeño" Godzilla deja huella en Nick, por lo que se crea un vínculo estrecho entre ambos.

Para los aficionados de Godzilla, la serie de dibujos es fascinante, ya que mejora el argumento de la película ahondando en la idea de un Godzilla americano. La serie juega también con el equilibrio entre el Godzilla monstruo de instinto puramente animal y el Godzilla protector y aliado de la humanidad.

Godzilla: The Series (TV Series 1998–2001) - IMDb

2. Monstruos más grandes y más malvados

El término japonés kaiju significa “criatura extraña”. En las películas de Godzilla, los kaiju son los monstruos de grandes dimensiones a los que se enfrenta Godzilla. En la historia de Godzilla, ha habido un sinfín de kaiju épicos, y esta serie de dibujos animados no iba a ser ninguna excepción. Aquí, Nick y su equipo (HEAT) rastrean y se enfrentan a monstruos mutantes y a menudo usan a Godzilla como arma para acabar con ellos.

La serie presenta kaijus tan interesantes como el Diablo Espinoso, capaz de resistir el fuego radioactivo de Godzilla. Los monstruos se muestran desde la superficie, lo que permite a los espectadores hacerse una idea de lo enormes que son en comparación con los humanos. Además, a la serie no le tiembla el pulso a la hora de mostrar cierta oscuridad. A pesar de ser una serie infantil, hay episodios espeluznantes, ¡como el del Godzilla cyborg alienígena!

3. Personajes interesantes

Los personajes de la serie presentan personalidades e interacciones dinámicas, lo que demuestra que la serie va más allá de las expectativas habituales de los dibujos animados. El equipo HEAT de Nick está formado por cinco personas, cada una con unas especialidades y unas características únicas.

Como puede esperarse de una serie de dibujos, los personajes aportan su nota de humor. Por ejemplo, en el episodio 10 de la segunda temporada, el kaiju descubierto en el Área 51 se escapa y acaba en Las Vegas, pero no para jugar al blackjack o disfrutar de algún espectáculo, sino para ponerse las botas en un buffet libre. Aunque se trata del típico humor de cómic, aporta cierta ligereza a la serie.

No te la pierdas…
Cuando la serie se estrenó en 1998, obtuvo unos buenos números de audiencia. Tanto niños como adultos aficionados al legado de Godzilla disfrutaron con estos dibujos animados, que recibieron mejores críticas que la propia película. Sin embargo, debido a la lucha entre Pokémon y Digimon por dominar la franja horaria del sábado por la mañana en Estados Unidos, la falta de recursos disponibles obligó a sus responsables a cancelar Godzilla: The Series en abril de 2000. Ahora bien, todavía puede encontrarse algún episodio en internet o disponible en DVD a un precio razonable. Si te apasionan las historias de Godzilla o sientes un ataque de nostalgia por los dibujos animados de tu infancia, te recomendamos que (re)descubras esta gran serie.