Cine Nueva Tribuna

CRÍTICA DE CINE

Padre no hay más que uno: Santiago Segura a la deriva

Comedia familiar dirigida y protagonizada por Santiago Segura (Sin rodeos, Torrente 5: Operación Eurovegas), que co-escribe el guión junto a Marta González de Vega (Sin rodeos). Completa el reparto la actriz Toni Acosta (El mejor verano de mi vida).

Padre no hay mas que uno : Cartel

Comedia| 96 min. | España | 2019

Título: Padre no hay más que uno.
Título original: Padre no hay más que uno.
Dirección: Santiago Segura.
Guión: Marta González de Vega, Santiago Segura.
Intérpretes: Santiago Segura, Toni Acosta, Silvia Abril, Leo Harlem.

Estreno: 01/08/2019 
Productora: Bowfinger International Pictures / Sony Pictures España / Cindy Teperman / Mogambo / Amazon Prime Video.

Distribuidora: Sony Pictures Spain.

 

Sinopsis

Javier (Santiago Segura) es un padre de cinco hijos, de entre cuatro y doce años. Una especie de 'marido-cuñao' que, sin ocuparse en absoluto de lo que supone el cuidado de la casa y de los niños, sabe perfectamente lo que hay que hacer, aunque continuamente regala a su mujer frases del tipo: “no te pongas nerviosa”, porque considera que su desbordada mujer se ahoga en un vaso de agua. 

Claro que Javier tendrá que enfrentarse a la caótica realidad que supone quedarse solo con sus cinco hijos, cuando su mujer decida irse de viaje y dejarle solo con ellos. La caótica situación que esto provoca en casa, todo un ejercicio práctico de conciliación familiar, dará lugar al desastre más absoluto. Eso sí, les dará la oportunidad a padre e hijos de conocerse y disfrutarse por primera vez. Será una experiencia que cambiará sus vidas para siempre.

Crítica de Vicente I. Sánchez

Santiago Segura puede presumir de haber creado la saga más lucrativa del cine español. Más allá de su calidad, las cinco películas de Torrente recaudaron más de 81 millones de euros.  Cifra que le define como todo un creador de blockbusters.

Tras el hartazgo de Torrente, Segura intentó alejarse del encasillamiento con “Sin rodeos”, remake de la cinta chilena “Sin filtros”.  Una película sin gracia, descafeinada y fallida, que a pesar de todo logró 200 mil espectadores y una recaudación de un millón de euros. Podríamos hablar de patinazo salvado por los pelos.

Padre no hay mas que uno : Foto Leo Harlem

Se trata de una comedia familiar muy poco original y que ya hemos visto muchas veces antes. 

Es por eso que su nueva propuesta, “Padre no hay más que uno”, remake también de la comedia argentina “Mamá se fue de viaje”,  se presente como una nueva prueba de fuego. ¿Logrará estar a la altura?

Ligeramente superior a “Sin rodeos”, se trata de una comedia familiar muy poco original y que ya hemos visto muchas veces antes. El argumento se puede resumir en unas pocas palabras: Hombre con familia numerosa trata de sobrevivir cuando su mujer se toma un descanso.

Padre no hay mas que uno : Foto Toni Acosta

Santiago Segura ha coescrito el guion junto con Marta González de la Vega, con quien ya trabajó en “Sin rodeos”. El resultado es una película para todos los públicos, excesivamente blanca, bien intencionada y anodina.  No hay ni rastro del creador de Torrente, solo alguna que otra “gamberrada” que como mucho puede levantar alguna que otra sonrisa y la eterna presencia de “amiguetes” con cameos. Uno de los pocos momentos con gracia es la aparición de El rubius como youtuber arruinado.

El reparto tampoco está a la altura, con un montón de niños ruidosos y actores sobreactuados. Incluso dos cómicos que suelen funcionar bien, Silvia Abril y Leo Harlem, pasan desapercibidos con dos papeles insustanciales. Solo Toni Acosta salva su papel con cierta gracia.

Padre no hay mas que uno : Foto Leo Harlem, Toni Acosta

Mención especial se lleva Santiago Segura con un personaje con el que no se siente cómodo en ningún momento. Da la impresión de que se ha aprendido el guion cinco minutos antes de soltarlo delante de cámara. ¿Realmente tenía ganas de dar vida a ese protagonista o ha sido una imposición? Posiblemente uno de los puntos más bajos de su carrera a nivel interpretativo.

Entrando en la historia nos encontramos con una familia numerosa cuyo comportamiento está mas cerca del estudio psiquiátrico que de la comedia. Todo es excesivo, desde el comportamiento de los niños, hasta el buenismo de los padres. Lo políticamente correcto es el gran pilar de la película.

Padre no hay mas que uno : Foto Santiago Segura

Desconozco los motivos que le han llevado a Santiago Segura ha elegir tan malos proyectos tras el fin de Torrente, pero dudo que esta película ni siquiera pueda ser rentable. “Padre no hay mas que uno” es ligeramente mejor a “Sin rodeos” pero su público potencial también es mucho menor: Familias que acudan al cine sin muchas pretensiones y con ganas de aire acondicionado.