Cine Nueva Tribuna

CRÍTICA DE SERIE DE NETFLIX

Supongamos que Nueva York es una ciudad

Supongamos que Nueva York es una ciudad (Miniserie de TV)

Netflix (estrenos destacados) 8/01/2021  

Supongamos que Nueva York es una ciudad (Miniserie de TV)

Título original

Pretend It's a City aka 
Año
Duración
30 min.
País
Estados Unidos Estados Unidos
Dirección

Guion

Martin Scorsese

Fotografía

Ellen Kuras

Reparto

Documental, (intervenciones de: )

Productora

Netflix (Distribuidora: Netflix)

Género
Documental | Miniserie de TV
Links
https://www.netflix.com/title/81078137
Sinopsis
Miniserie de TV (2021). 7 episodios. La irónica escritora, humorista y contadora de anécdotas Fran Lebowitz comparte sus fascinantes historias sobre la ciudad de Nueva York con Martin Scorsese.
 
CRÍTICA DE NURIA VIDAL

Las cicatrices en este caso son las que la vida ha dejado en el rostro de una mujer excepcional y en las calles de una ciudad inigualable. Supongamos que Nueva York es una ciudad nos demuestra que hay esperanza en el mundo, que todavía quedan rayos de lucidez y gente que piensa. Trump no ha conseguido acabar con la inteligencia en Estados Unidos. La prueba es esta divertida y ácida serie que no es exactamente un documental. Dirigida por Martin Scorsese, Supongamos… tiene como hilo conductor la figura de Fran Lebowitz, una escritora neoyorquina, de setenta años sin pelos en la lengua a la hora de decir lo que piensa, lo que siente y lo que quiere.

Pretend It's a City trailer: Martin Scorsese directs documentary on writer  Fran Lebowitz

Los siete episodios de 30 minutos son conversaciones entre la escritora y el director en un teatro con público y en una charla mas privada en un café. Estos diálogos brillantes, están ilustrados con materiales de archivo de la larga carrera de Fran Lebowitz y sus muchas apariciones en la televisión, (es impagable su entrevista con Spike Lee). Pero sobre todo, Supongamos … es un retrato de la ciudad y sus gentes siguiendo a Fran Lebowitz en sus paseos por una Nueva York prepandemia, todavía llena de vida. Fran Lebowitz es un buen ejemplo de que la edad no es un problema (a no ser que seas Donald Trump, claro, o Putin, pero en estos casos no es la edad el problema, es su cabeza). Fran es una mujer sin complejos que mira y observa la ciudad y sus habitantes con una mirada crítica y tierna.

Supongamos que Nueva York es una ciudad: La mini serie de Martin Scorsese  para Netflix

Odia las multitudes, pero le gustan los niños; detesta las nuevas tecnologías, pero adora las fiestas; desprecia el dinero, pero quiere vivir bien. No tiene reparos en hablar claro de todo. Sus monólogos son deslumbrantes, sus diálogos con Scorsese inteligentes. Se ríen mucho, porque reírse es muy sano y reírse de uno mismo, más sano aun. El montaje, marca de la casa Scorsese, tiene un ritmo endiablado, la banda sonora es espectacular y se convierte casi en un tercer interlocutor, la fotografía es preciosa, naturalista pero no realista, o al revés, me da igual. Y la verborrea de Fran sobre lo divino y lo profano, sobre la cultura y los impuestos, sobre la literatura y el metro, sobre el deporte y la música, son absolutamente deliciosos. No tiene desperdicio. Es una lección de lo que debe ser un programa de entrevistas, un programa cultural.

Pretend It's A City': a love letter to New York for housebound townies

Lo que dice Fran Lebowitz y el cómo lo dice, no se escucha habitualmente en la tele. Estados Unidos tiene lo peor del mundo (Trump, el trumpismo, el negacionismo, la estupidez) y lo mejor de mundo (la democracia y su capacidad de controlar los populismos, la brillantez y la inteligencia). Después de un periodo oscuro en el que ha dominado la falta de dignidad, quiero creer que con Biden se ha recuperado algo del espíritu de esta serie. ¡Viva Fran Lebowitz!

Una muestra solo: “Vas a una subasta, sale un Picasso y silencio sepulcral. Cuando baja el martillo por el precio, aplausos. Vivimos en un mundo en el que se aplaude el precio, no el Picasso. Nada que añadir.”