Cine Nueva Tribuna

CRÍTICA DE CINE

Venganza Bajo Cero: Liam Neeson contra el mundo

Hans Petter Moland (Redención: Los casos del departamento Q) dirige el 'remake' de su propia película Uno tras otro (2014), que en esta ocasión cuenta con un guion escrito por Frank Baldwin (The Godmother) y con Liam Neeson (Un monstruo viene a verme) como protagonista.

Venganza bajo cero : Cartel

Thriller| 118 min. | UK-Noruega-USA | 2019

Título: Venganza Bajo Cero.
Título original: Cold Pursuit.
Dirección: Hans Petter Moland.
Guión: Frank Baldwin.
Intérpretes: Liam Neeson, Laura Dern, Julia Jones, Tom Bateman.

Estreno: 26/07/2019 
Productora: StudioCanal / Paradox Films.

Distribuidora: A Contracorriente Films.

 

Sinopsis

Nels Coxman (Liam Neeson) trabaja como quitanieves en un recóndito y apartado paraje de montaña en Canadá. Pero un día esa apacible vida se ve truncada cuando recibe la terrible noticia de que su hijo ha muerto a causa de las drogas. Será entonces cuando busque venganza a toda costa y se vea envuelto en una arriesgada guerra de narcotraficantes. 

Crítica de Vicente I. Sánchez

¿Puede haber algo más divertido que Liam Neeson conduciendo un camión quitanieves y arrasando con todo lo que se le cruce? Si la respuesta es no, sin duda “Venganza bajo cero” no te defraudará.

Nos encontramos ante una cinta inclasificable que tiene toques de thiller, de acción y sobre todo de comedia. No obstante ante todo es una película de Liam Neeson buscando venganza. Es decir, él solo a golpes contra el mundo.

Venganza bajo cero : Foto Emmy Rossum, Liam Neeson

Al igual que la original, se trata de una cinta de cine negro que bebe del espíritu del “Fargo” de los Hermanos Coen. 

En esta ocasión da vida a un tranquilo conductor de quitanieves que verá como su vida se despedaza cuando su hijo es asesinado por unos narcotraficantes. Desde ese momento su único propósito será dar caza a los responsables.

Venganza bajo cero”  es un remake de la cinta noruega “Uno tras otro”, dirigida por Hans Petter Moland. Un éxito de taquilla que en esta ocasión el mismo director adapta para Hollywood, contando con mayor presupuesto y con un reparto de actores como Liam Neeson, Laura Dern, Julia Jones y Williams Forsythe.

Venganza bajo cero : Foto Liam Neeson, William Forsythe

Al igual que la original, se trata de una cinta de cine negro que bebe del espíritu del “Fargo” de los Hermanos Coen. La acción se desarrolla en un gélido y nevado Denver, con una trama, prácticamente sin sentido, que bien podría haber sido escrita en una tarde de borrachera de Tarantino.

Y es que nada tiene demasiado sentido en “Venganza bajo cero”. El comportamiento de Neeson es tan extraño como cautivador. Nada explica como un hombre tan ejemplar puede llegar a convertirse en un asesino despiadado. Es simplemente un ejercicio de tiros, diálogos y muertes absurdas. Elementos que acaban definiendo una película que no aburre y que no baja el ritmo en sus doras horas de metraje.

Venganza bajo cero : Foto Emmy Rossum

A pesar de la ensalada de tiros que es la película, Hans Peter Moland inyecta un humor negro muy divertido y original. Un ejemplo es la creatividad con la que mueren sus personajes en la historia. El director no duda en mostrar asesinatos de las formas más absurdas posibles, dejando claro desde el principio que estamos ante algún tipo de comedia negra. Tras cada muerte un fondo negro, una cruz y el nombre y apodo de fallecido. Un recuerdo que usa más de 20 veces pero que siempre funciona.

Muerte a muerte la película va construyendo una historia que comienza como un thiller noir pero que acaba siendo inclasificable. Neeson está correcto, con cara de pocos amigos durante toda la cinta, y los mejores momentos de la película están siempre ligados a sus investigaciones en busca de la venganza.

Venganza bajo cero : Foto Liam Neeson

Sin embargo se trata de una película demasiado coral que en la segunda parte de la historia da menos peso a su protagonista, para centrarse en otros personajes, como es el caso de los policías, interpretados por Emmy Rossum y Jonh Domam. Estas partes restan intensidad e interés al resultado general. También resulta extraño que una estrella como Laura Dern se presté a hacer un papel tan corto y poco lucido.

En cualquier caso al final cumple lo que promete. Acción, sangre y venganza. Todo ello con un estilo que atrapa al espectador y que gustará mucho a todo aquellos que busque una nueva entrega de venganzas con Liam Neeson.